Qué hacer la noche de Halloween si tienes que quedarte en casa

¿La noche de Halloween en casa? ¡Cero dramas! Si no puedes irte de fiesta o no te dejan salir a divertirte con tus amigos en la noche más terrorífica del año… Hay muchos planes divertidos para montarte en casa que te pueden interesar para pasártelo en grande, ya sea con la familia, con tus primos pequeños o con algún amigo que esté en tu misma situación. Por si no se te ocurren actividades, aquí vamos a contarte qué hacer la noche de Halloween, para que no pierdas la oportunidad de disfrutar de esta noche tan especial y terrorífica… ¡Asegúrate de tener Fanta en la nevera y sigue leyendo!  

Decorar y ambientar la casa como en un relato de terror

Una noche de Halloween en casa no puede disfrutarse sin una decoración de miedo. Esfuérzate en recrear tu hogar al más puro estilo hollywoodiense, aunque no vayas a celebrar una fiesta como tal. Las calabazas, las telarañas, las momias y los monstruos son los invitados de rigor a cualquier velada en la noche de los muertos. Se pueden hacer manualidades con lana, calabazas y colgantes de papel, calaveras, figurillas de brujas... Además de decorar, pasarás un buen rato de diversión preparando todo. ¿Has probado alguna vez con las manualidades? ¡Esta es la ocasión!

 

Recetas de Halloween para preparar una cena terrorífica

Una idea divertida para preparar la noche de Halloween en casa diseñar una cena especial. Si buscas en la red, encontrarás un sinfín de recetas de comida terrorífica… ¡Pero deliciosa! Así, quien se esté preguntando qué hacer la noche de Halloween puede empezar por comprar los ingredientes necesarios para preparar huesos de pan al horno, calabazas rellenas, huevos con trozos de aceituna negra en forma de araña por encima, bocadillos con forma de dedo, minipizzas con la cara de una momia hecha con tiras de queso, etc. La idea es muy sencilla: pensar en los motivos y los monstruos típicos de Halloween y dejar que se apoderen de la comida. ¡El efecto será monstruoso!

Historias de miedo en familia o con los amigos

Nada más propio para la noche de Halloween en casa que reunirse en una estancia iluminada por unas velas a contar historias de terror. El ambiente tiene que ser oscuro, sugerente e inspirar una de esas escenas de miedo de las películas, cuando algo malo está a punto de ocurrir. Se pueden contar historias de brujas, de apariciones, de fantasmas, cuentos populares de miedo, leyendas urbanas como la de "La niña de la curva" o historias de payasos malvados. El objetivo: asustar todo lo posible a los presentes, dejando que el ambiente en penumbra y la decoración siniestra conviertan el relato en un verdadero rato de terror.

Juegos de Halloween para quien se quede en casa

Es el momento perfecto para los juegos con temática de miedo. Ya te dimos algunas ideas de juegos para pasarlo de muerte… Pero la idea es dejarse llevar por la imaginación e introducirse de lleno en la trama del juego. Actividades de Halloween sencillas, pero igualmente terroríficas, son el escondite con todas las luces de la casa apagadas, o algunos pasatiempos más inocentes como lanzar aros sobre calabazas, a ver quién es el que mejor puntería tiene.

Ya sabes que son muchas las actividades de Halloween que se pueden realizar en casa, así que no te desanimes si no puedes o no te dejan salir a la calle. Tanto con la familia como con los amigos, es muy fácil y divertido preparar una noche de terror inolvidable.